Valencia, 15 ene (EFE).- El Gobierno valenciano ha aprobado hoy convenios con los colegios de farmacéuticos de Alicante, Castellón y Valencia que permitirán gestionar las ayudas frente al copago de medicamentos y productos ortoprotésicos impuesto por el Gobierno central en 2012.

La portavoz del Consell, la vicepresidenta Mónica Oltra, ha explicado que se han habilitado dos líneas presupuestarias, una de 35 millones para pensionistas y otra de 6,6 millones para personas con diversidad funcional, y ha anunciado que se firmará otro convenio con la asociación valenciana de empresarios ortoprotésicos.

Los usuarios, según Oltra, no deben realizar ningún trámite, pues los beneficiarios serán «identificados de oficio» por la Generalitat.

Oltra ha hecho estas afirmaciones en la rueda de prensa posterior a la reunión del pleno del Gobierno valenciano, en la se ha pospuesto a la semana que viene el estudio del acuerdo de finalización de las obras del circuito de Fórmula Uno de Valencia por faltar «algunos informes técnicos preceptivos».

Respecto a los convenios con los colegios de Farmacia, se pretende «articular el procedimiento para que el colectivo de personas vulnerables o con diversidad funcional pueda ejercer el derecho constitucional de protección de su salud, y no se produzcan situaciones de no inicio o abandono de los tratamientos».

Son beneficiarios de estas ayudas los menores de 18 años con un grado de discapacidad igual o superior al 33 % o los mayores de 18 años con discapacidad igual o superior al 65 %, siempre que sean residentes en la Comunitat Valenciana y dispongan de la Tarjeta Sanitaria o documento de inclusión.

Por otra parte, el pleno del Consell ha aprobado la suscripción de otro convenio de colaboración entre Generalitat y los colegios oficiales de farmacéuticos de Alicante, Castellón y Valencia para establecer las condiciones de pago de las aportaciones por tratamientos farmacológicos a los colectivos de personas con diversidad funcional y pensionistas durante 2016.

Respecto a los pensionistas de la Seguridad Social, son beneficiarios de las ayudas aquellos que tengan rentas inferiores a 18.000 euros con un régimen de aportación farmacéutica asignado TSI 002-01 y que sean titulares de la Tarjeta Sanitaria expedida por la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública, cuyo garante sea el INSS.

Los datos de que se dispone del copago, entre el 1 de enero de 2016 (fecha en la que entró en funcionamiento) y el día 14 del mismo mes, reflejan que en el conjunto de la Comunitat Valenciana se han dispensado gratuitamente para ellos un total de 1.631.011 recetas a pensionistas por un valor subvencionado de 1.827.342,79 euros.

Del mismo modo, se han dispensado 185.488 recetas a personas con diversidad funcional por un valor subvencionado de 268.487,71 euros.

En resumen, en la sanidad valenciana la nueva normativa ha beneficiado a 490.579 pensionistas y a 65.744 personas con diversidad funcional.

Para facilitar la adherencia a los tratamientos médicos prescritos por personal del Sistema Sanitario de la Comunitat Valenciana que estén sujetos a financiación pública (tanto medicamentos como productos ortoprotésicos) se han habilitado dos líneas presupuestarias.

Para los pensionistas, se ha habilitado una línea dotada con una cantidad de 35 millones de euros, y para las personas con diversidad funcional se ha habilitado otra línea presupuestaria dotada con 6.630.240 euros -esta última incluye tanto las subvenciones destinadas al copago de medicamentos como de material ortoprotésico-.

La Conselleria identifica de oficio a las personas beneficiarias de estas ayudas, por lo que no es necesario realizar ningún trámite adicional.

El paciente que requiera de un artículo de exoprótesis o un medicamento por su situación o para su tratamiento, no tiene que adelantar ningún importe.

El abono para pagar por el copago que le correspondería al beneficiario lo gestiona directamente la Generalitat con los establecimientos de ortopedia y con las farmacias gracias a los acuerdos alcanzados con los colegios de farmacia y la Asociación Valenciana de Empresarios de Ortopedia. EFE