El Defensor del Pueblo ha advertido hoy, ante la Comisión de Políticas Sociales y Familia de la Asamblea de la Comunidad de Madrid, sobre la falta de personal y  la insuficiencia en la financiación a las mismas. Según informa hoy EuropaPress, el Defensor del Pueblo ha declarado que «…estamos ante un problema difícil y complicado que afecta a un número significativo de personas». Fernández Marugán, Defensor del Pueblo, plantea ante la Asamblea que hay dos problemas fundamentales que han dado la cara durante los últimos meses en la Comunidad de Madrid: la falta de personal existente en las residencias de la Comunidad y la insuficiencia de medios. Ambas cuestiones  hacen que 6.839 personas en lista de espera, es decir, de personas mayores que necesitan una plaza y que no la tienen. Según Fernández Marugán  y refleja EuropaPress hoy, «hay un problema de oferta doble, por carencia estructural del sistema establecido» y un movimiento «derivado de las condiciones y precios», que «no parecen razonables y podían disminuir su presencia en este sector».
Fernández Marugán no ha conseguido una respuesta de la Consejería por lo que se dirigió direcamente a Cristina Cifuentes. La Presidenta de la Comunidad de Madrid echó balones fuera al declarar que el Gobierno de la Comunidad de Madrid hace frente al 80% del presupuesto de financiacion en materia de dependencia cuando el Estado debería cofinanciar al 50% con la Comunidad.
A pesar de los datos que ofreció Cristina Cifuentes el Defensor del Pueblo presentará un informe del 2017 para indicar cuál es el problema que hay que resolver. El Defensor del Pueblo, ante una situación semejante, lo único que puede hacer es presentar dicho informe, no tiene ningún poder ejecutivo o sancionador. Pero sus declaraciones sí tienen un peso moral importante y que manifieste las carencias de personal y de estructuras es significativo del estado actual de las residencias en la comunidad de Madrid.
Más información en EuropaPress