En 2017, según datos oficiales, el centro pasó de 1.268 camas instaladas a 1.256. Año tras año pierde camas, mientras sus urgencias se disparan y sus ingresos crecen.

El Boletín
nEl Hospital 12 de Octubre continúa perdiendo camas. El centro público madrileño contó en 2017 (últimos datos disponibles) con una nueva reducción de camas instaladas. En concreto, se perdieron 12 camas: se pasó de 1.268 a 1.256. Se trata del dato más bajo desde que la Comunidad de Madrid facilita cifras

El Gobierno de Ángel Garrido ha publicado esta semana la Memoria de Hospitales de 2017. Un informe que se lleva realizando desde 2011 y que contabilizó por primera vez en dicho año un total de 1.368 camas en el Hospital 12 de Octubre. Así, hasta la actualidad, el centro ha desinstalado 112 camas.
El hospital de gran dimensión ha visto cómo año tras año ha ido contando con menos unidades. Desde 2011 hasta la actualidad no ha habido un año sin que el Hospital 12 de Octubre haya cerrado camas. De 2014 a 2015, el centro sufrió la mayor pérdida cuando ‘desaparecieron’ 27 camas.
Por su parte, los ingresos y las urgencias no han copiado esa caída de camas. Todo lo contrario, por ejemplo, con las urgencias que ha recibido el Hospital 12 de Octubre: cada año hay más. En 2017 se alcanzó el récord de urgencias con 255.507, cuando en 2016 esta cifra era de 246.401.
Únicamente, de 2013 (últimos datos que facilita la Comunidad de Madrid) a 2014, cayó el número de urgencias: de 231.293 a 230.820. Al año siguiente, en 2015, volvieron a subir hasta las 237.148.
Respecto a los ingresos hospitalarios, en el último año, el Hospital 12 de Octubre también vivió un aumento: de 44.586 a 44.739. Aun así, la cifra más alta de ingresos fue en 2015 cuando hubo 45.333; un año antes, en 2014, se registraron 44.032.

Un hospital que viene de una huelga

Estos datos de urgencias e ingresos se dan en un hospital que sale de una huelga indefinida de residentes por la situación que se vive en sus Urgencias. Los médicos en formación desconvocaron el viernes pasado sus paros tras alcanzar un acuerdo con la Dirección.
Según vienen denunciando los residentes de este centro madrileño, las Urgencias han contado con guardias donde en algunas zonas únicamente había residentes de primer año y sin supervisión. Todo en un escenario de sobrecarga asistencial.
Finalmente, la huelga ha servido para conseguir, entre otros aspectos, un aumento del 250% de la plantilla de adjuntos de guardia.Aun así, según pudo conocer EL BOLETÍN, los residentes dan de plazo al 12 de Octubre hasta el 2 de enero para cumplir con este incremento de plantilla. En caso contrario, los médicos en formación volverán a la huelga.