Hoy viernes a las 15h la empresa Quirón Salud ha comunicado su despido disciplinario al trabajador Jorge Expósito, auxiliar de enfermería en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de Villalba desde el momento de su fundación. El servicio de Recursos Humanos alega, sin ninguna concreción y sin presentar prueba alguna, que Jorge “se ha dedicado a efectuar comentarios malintencionados y dañinos”.

Quirón busca crear un clima de terror e intimidación, condiciones nefastas para que el atemorizado personal pueda concentrarse en sus pacientes. Han elegido despedir a dos personas que estaban ejerciendo su legítimo derecho democrático a buscar unas mejores condiciones asistenciales y laborales.

Jorge es una de las personas contratadas por el hospital antes incluso de su apertura, colaborando en el mismo nacimiento del hospital y de su unidad. Su expediente ha sido intachable en estos más de cuatro años. Además, es uno de los representantes elegidos por los trabajadores, que se reunieron con la dirección del hospital durante el conflicto laboral vivido en Junio y Julio para negociar unas mejores condiciones salariales. Recordamos que la empresa no accedió a las demandas de los trabajadores. Jorge participa también en la Plataforma Sanidad Noroeste, creada por los vecinos de la zona al calor de esta movilización para luchar por unas mejores condiciones en este hospital. En esta plataforma se ha encargado de informar a los vecinos de la situación de la plantilla. Quirón claramente busca romper la unidad de trabajadores y vecinos que pretenden unas mejores condiciones, cercenando la vía de comunicación entre ellos.

Este despido se une al de la trabajadora de quirófano, despedida hace una semana exactamente. Este despido también se llevó a cabo a última hora de la mañana de un viernes y mediante despido disciplinario. Ambos trabajadores tienen solamente dos puntos en común: llevar a cabo una labor profesionalmente intachable, y haber representado a sus compañeros sentándose a negociar con la empresa en el reciente conflicto laboral.

En este momento ya no queda ninguna duda acerca de la estrategia del Grupo Quirón: convertir la Sanidad Pública en su lucrativo coto privado pagando sueldos de miseria, y despedir sin miramientos a los mismos representantes de los trabajadores con los que han estado sentados negociando.
El gobierno regional del Partido Popular y Ciudadanos son corresponsables de esta situación, por permitir estos abusos en la red sanitaria pública. Queremos advertir a la ciudadanía madrileña de las consecuencias que tendría la expansión de esta gestión público-privada: peor calidad asistencial, sueldos de miseria y represión laboral.

Ante esta agresión, y en previsión de los futuros despidos en sucesivas semanas, convocamos a trabajadores y vecinos a una

Asamblea ante el Hospital de Villalba el miércoles 11 de septiembre a las 15 horas.

Facebook: Hospital de Villalba en Lucha

Twitter: @HospitalEn

Instagram: Hospital de Villalba en Lucha

email: hgvenlucha@gmail.com